EL LOBO Y LOS 7 CABRITOS. Libro ilustrado para chicos de 3 a 8.: La clásica e inolvidable historia con hermosas imágenes y rimas divertidas para contar ... leer. (Cuentos de los Hermanos Grimm nº 2) por Liz Doolittle

EL LOBO Y LOS 7 CABRITOS. Libro ilustrado para chicos de 3 a 8.: La clásica e inolvidable historia con hermosas imágenes y rimas divertidas para contar ... leer. (Cuentos de los Hermanos Grimm nº 2) por Liz Doolittle
Titulo del libro : EL LOBO Y LOS 7 CABRITOS. Libro ilustrado para chicos de 3 a 8.: La clásica e inolvidable historia con hermosas imágenes y rimas divertidas para contar ... leer. (Cuentos de los Hermanos Grimm nº 2)
Fecha de lanzamiento : March 28, 2015
Autor : Liz Doolittle
Número de páginas : 18
Editor : UNITEXTO Digital Publishing

Descargue o lea el libro de EL LOBO Y LOS 7 CABRITOS. Libro ilustrado para chicos de 3 a 8.: La clásica e inolvidable historia con hermosas imágenes y rimas divertidas para contar ... leer. (Cuentos de los Hermanos Grimm nº 2) de Liz Doolittle en formato PDF y EPUB. Aquí puedes descargar cualquier libro en formato PDF o Epub gratis. Use el botón disponible en esta página para descargar o leer libros en línea.

Liz Doolittle con EL LOBO Y LOS 7 CABRITOS. Libro ilustrado para chicos de 3 a 8.: La clásica e inolvidable historia con hermosas imágenes y rimas divertidas para contar ... leer. (Cuentos de los Hermanos Grimm nº 2)

La mágica y eterna historia de El Lobo y los 7 Cabritos contada en rimas para deleite de los chicos. Las hermosas ilustraciones se podrán encontrar en el interior del libro. ¡Disfrute de la lectura!

Había una vez una cabra y con sus siete hijos vivía;
Eran blancos y peludos y cada uno de ellos compartía.
Su madre tenía que ir un día al mercado;
les dijo que debían tener mucho cuidado.

“No le abran la puerta a ningún desconocido;
Que un lobo anda suelto es lo que he oído.
Él podría decir mentiras y disfrazarse;
por eso ustedes tienen mucho que cuidarse.”

Todos se comportaron cuando su madre se había ido;
Poco a poco sus tareas habían concluido.
Pero el lobo desde el atardecer los observaba;
el jardín de las cabras él frecuentemente rondaba.

Esos pequeños muy deliciosos se veían;
Para el lobo una suculenta merienda ellos serían.
De repente se escuchó un golpe en la puerta;
Primero un golpe y luego varios hasta perder la cuenta.

“¿Quién es?” los cabritos preguntaron.
“Es su madre. ¿Sus tareas ya terminaron?”
“No eres nuestra madre, tu voz es muy grave;
la voz de ella es mucho más suave”

El lobo de la puerta se apartó despacio;
él cambiaría su voz de ser necesario.
Comió dulces de jengibre para sonar diferente;
No podría esperar para tenerlos al frente.

Tocaron la puerta y con una dulce voz preguntaron:
“Es su madre. ¿Sus tareas ya terminaron?”
Un cabrito se asomó bajo la puerta;
lo que vio fue una grande y peluda pata.

“No es nuestra madre; es el lobo que trata de engañarnos,
Por eso debemos ser muy precavidos y cuidarnos.”
“Vete de aquí lobo y no regreses más,
Las suaves manos de mamá nunca tendrás”

El lobo se alejó nuevamente enfadado.
Comerse a los pequeños hoy había planeado.
Robó algodón para poner en sus patas;
y usó otro poco para esconder sus garras.

Una vez más el lobola puerta tocó;
Y usando su dulce voz nuevamente les habló.
Los pequeños también sus patas vieron;
Que era su madre fue lo que creyeron.

El lobo se abalanzó y uno a uno se los comió;
Pensó que había acabado pues no los contó.
Pero había uno que no alcanzó a comer;
Debajo de un armario se pudo esconder.

La madre llegó a casa y lloró desconsolada;
Había un gran desorden, la casa estaba destrozada.
El pequeño que logró escapar salió de su escondite
“Madre, madre, hicimos todo lo que nos dijiste.

El lobo tenia tu voz y tenía tus patas;
Había escondido sus colmillos y sus garras.”
La madre cabra buscó a lobo ese día;
Y lo vio durmiendo al final de la bahía.

La madretomóuna aguja e hilo enseguida;
esperaba que sus hijos siguiesen aún con vida.
La madre el estómago del lobo cortó;
y a sus hijos con vida adentro encontró.

Metió unas rocas en su barriga y la cosió;
ahora el lobo como nunca antes pesó.
Se despertó furioso y a la madre se quiso comer;
Pero las rocas lo hicieron tropezar y al risco fue a caer.

La madre y sus hijos una vez más estaban juntos;
nunca antes habían pasado tales disgustos.
Vivieron felices y estuvieron a salvo de este modo;
Para eso es la familia después de todo.
Y LA MORALEJA DE ESTE CUENTO ES

Siempre es bueno ser obediente a lo que te piden tus padres. No dejes que extraños entren a tu casa de una vez, ¡puede que se vean bueno pero siempre es mejor prevenir

¡Descargue ya su libro!